Fin a incapacidad en línea: IMSS

Ante la baja de trámites por la reducción de contagios de Covid-19, el servicio en línea de solicitud de incapacidad temporal del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) será suspendido.

A partir de hoy, los asegurados que presenten síntomas deberán acudir directamente a los Módulos de Atención Respiratoria del Seguro Social (MARSS) o a su Unidad de Medicina Familiar (UMF), para ser valorados de forma presencial.

Este servicio, habilitado desde el 6 de julio, permitía la generación de un documento homologable a la incapacidad temporal para el trabajo por cinco días, de manera remota y sin necesidad de acudir a su clínica de adscripción.

A través de un cuestionario de síntomas, los trabajadores podían contar con protección ante sus patrones para resguardarse debidamente en casa.

El pago correspondiente a los días no laborados se realizaba mediante transferencia electrónica a la cuenta CLABE registrada para evitar el contacto.

De esta forma, la versión 4.0 de esta herramienta contribuyó a evitar el traslado de los asegurados hasta las clínicas y el consecuente cobro en ventanillas que pudo desencadenar contagios.

El organismo informó que hasta el día de ayer fueron otorgados 175 mil 682 permisos a trabajadores independientes y del hogar.

En las versiones previas (1.0, 2.0 y 3.0) se autorizaron 551 mil permisos Covid-19.

Por ello, fueron generados pagos por subsidio equivalentes a 120.1 millones de pesos que corresponden a 60% del salario registrado a partir del cuarto día, como lo indica la ley.

Del total de permisos concedidos, la mayoría se concentran en Ciudad de México; en segundo lugar, en el Estado de México y por último, en Nuevo León y Jalisco.

Este trámite lo diseñó y puso en marcha el Instituto Mexicano del Seguro Social en marzo de 2020 como una manera eficiente para reducir riesgos y romper las cadenas de contagio.

El director general del IMSS, Zoé Robledo Aburto, puntualizó que esta medida demuestra la confianza que tiene la dependencia con todos sus derechohabientes.

Agencias