Gaceta

Raúl Terrazas

21/09/17

Juzgados Laborales, espera que desespera

La oxigenación en materia laboral, está a punto de llegar y, como todas las cosas tiene repercusiones, en este caso serán positivas por donde quiera que se vea, ya que, dejará de lado las malas prácticas y vicios en que caían abogados y trabajadores en contra de los patrones.
Hablamos de la conversión de las Juntas de Conciliación y Arbitraje, que se convertirán en Juzgados en los que se privilegiará la discusión oral para agilizar las resoluciones.
Por demás está decir que el nuevo esquema tiene su base en la actualización de la Legislación Laboral, a la que, los profesionales de la abogacía que se dedican a este tipo de casos, quieren sacarle la vuelta, sin embargo, no lo lograrán, porque los Juzgados especializados jalarán los expedientes para concluirlos y, a lo mejor las resoluciones serán diferentes a las esperadas.
Hace unos meses, el abogado Abelardo Perales Meléndez, responsable Jurídico del Gobierno de la entidad, hizo ver que el proceso de cambio de Juntas de Conciliación a Juzgados Laborales, se echaba a andar, cosa que ya sucedió, el asunto es que, no se puede migrar de la noche a la mañana de un esquema al otro.
Es algo parecido al asunto del Sistema de Justicia Penal, que deja de lado los viejos procedimientos de impartición de justicia, para convertirse en la transformación jurídica más importante de los últimos cien años y que, aunque tiene poco más de un año en vigor, ya se le encontraron algunas limitantes que deben ser consideradas mediante reformas al documento que dio forma al nuevo sistema.
Lo de las Juntas de Conciliación y Arbitraje, era un tema tabú, nadie se podía meter con el “cucú” de los abogados que, hasta se daban el lujo de señalar que eran quienes mandaban en ellas para resolver los casos a favor de los trabajadores y darle en la torre a los patrones, quienes en aras de no caer en juegos sucios que les costarían más caros, terminaban por aceptar las propuestas económicas con las que liquidaban los casos.
Si ahora las cosas están en manos de un juez y con la posibilidad de abrir los casos en debates orales, además de los patrones, será el derecho laboral el que gane, ya que, si volteamos para atrás, siempre perdía, debido a la manipulación ejercida desde los despachos de sedicentes abogados.
Desde la perspectiva de los empresarios, las Juntas de Conciliación y Arbitraje siempre tuvieron infinidad de irregularidades, incluso, hasta creen que no fueron creadas con buenos propósitos, ante lo cual, si el nuevo diseño a para la implementación de juicios orales para resolver los casos.
Creen también que, la profundidad de los cambios será positiva en todos los sentidos, comenzando con el hecho de que, las dos partes involucradas serán escuchadas y no sólo la parte acusadora, situación que lo hace un esquema cuya espera desespera.
El punto es que, quedan unos meses, para que el Supremo Tribunal de Justicia del Estado, de quien dependerán los juzgados laborales, creen las oficinas, contraten personal y los doten de recursos materiales necesario para trabajar, incluso, hasta deben de prever el tamaño de la chamba que tendrán en cada región de la entidad, para determinar su tamaño.
No será igual el Juzgado Laboral de Reynosa que, el de San Fernando o el de Valle Hermoso, porque la cantidad de casos, si tomamos en cuenta el número de empresas que funcionan en cada parte, es diferente.
Total, el asunto es que ya vienen los Juzgados Laborales y los empresarios están de plácemes, ya que enterrarán a las Juntas de Conciliación y Arbitraje, con todos los vicios que durante muchos años prevalecieron en detrimento de la economía de los patrones.
Un dato más, es que, se reducirá a más de la mitad la cantidad de despachos de abogados que vivían detrás de los trabajadores para convencerlos de demandar por cualquier cosa a sus patrones, levantar demandas y despelucarlos, sabedores de que los empleados ganarían los casos, pero, de a cómo los abogados querían, ya que, la mayor parte de los recursos demandados eran para ellos.
El trabajador se conformaba con el tanto que le daban y pasado algún tiempo y en otra chamba, por su propio pie y porque le entendieron a la obtención de dinero fácil, caían a los despachos de los malos abogados para despelucar a otro patrón.

Los otros
El asunto de la simulación en las responsabilidades va más allá de los alcaldes, según lo hizo ver, el diputado Carlos García González, presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado, incluye a todos los que colaboran en la administración, de Francisco García Cabeza de Vaca, con la finalidad de que las cosas se hagan y se hagan bien.
Con los ayuntamientos el tema se refiere a los asuntos de seguridad, porque los hay donde la gente sigue muy preocupada por las cosas que pasan, sin embargo, dejar de lado la simulación además de un llamado tiene que convertirse en una actitud para el desempeño de las actividades que, como funcionario público tiene encomendadas.
Centros de acopio por aquí, centros de acopio por allá, el asunto es que acopiar, si a la gente día a día le cuesta más obtener dinero para satisfacer las necesidades básicas de los hogares, sin embargo, habrá que adoptar la cultura de la Madre Teresa de Calcuta, hay que dar hasta duela, porque, lo importante es apoyar a las familias afectadas por los fenómenos naturales.
Por otro lado, le diremos que los del Partido Verde Ecologista de México mejoran sus relaciones con el sector empresarial del sur de la entidad, porque jalaron al empresario Emilio Pozo González de Tampico, un hombre al que podrían hasta catapultar para la candidatura a la alcaldía porteña, ya que, el dirigente Patricio King López, habrá de anotarse en el primer sitio de la lista plurinominal de la circunscripción a la que pertenece Tamaulipas, ya que, su proyecto es ocupar una curul en la Cámara de Diputados.

 

Share Button