Culpan a Cuauhtémoc Blanco de clima de inseguridad en Cuernavaca

20/11/17.- El secretario de Gobierno, Matías Quiroz Medina, responsabilizó al edil de Cuernavaca, Cuauhtémoc Blanco Bravo, por el clima de inseguridad que priva en la capital de la entidad, después del crimen suscitado contra un maestro de secundaria afuera de una plaza comercial en la madrugada del domingo pasado.

Quiroz Medina expresó que el asesinato del maestro Eduardo “N”, de 35 años de edad, ocurrido en la salida de Plaza Marina, sitio de bares y antros, lastima a la ciudad y a la entidad, por lo que le pidió al fiscal, Javier Pérez Durón, que aplique todas las áreas de inteligencia a efecto de dar con quien perpetró tan lamentable ataque.

“Conminamos a los municipios a que tengan un estricto control y vigilancia de la expedición de licencias donde se vendan bebidas alcohólicas. Las ciudades deben tener lugares de convivencia, pero deben revisar que no se caiga en excesos y ocurran este tipo de actos, deben mantener desde el control administrativo la vigilancia de estos establecimientos”, dijo.

La declaración de Quiroz Medina contradice la medida adoptada por el gobierno estatal desde 2013, cuando asumió el control de las policías municipales y estatal a través del otrora Mando Único, ahora llamada Policía Morelos, Cerca de ti.

En reiteradas ocasiones, el secretario de gobierno declaró que el responsable de la seguridad en la entidad es el Ejecutivo estatal, al decir que “la seguridad de los morelenses no puede quedar en manos inexpertas ni es cosa de ocurrencias”.

Por lo anterior, fue cuestionado sobre el asesinato del profesor, registrado poco después de las 05:00 horas en plena vía pública, pero el secretario de Gobierno se limitó a decir que están coordinados con los municipios y que espera resultados por parte de las averiguaciones de la Fiscalía para detener a los responsables a corto plazo.

En declaraciones similares, Quiroz Medina responsabilizó al ayuntamiento de Cuernavaca en abril pasado, cuando fue acribillado Juan Manuel García Bejarano, empresario de la Feria Cuernavaca 2017, durante la cabalgata inicial del festejo a pesar de que el ataque se propició de nueva cuenta en la vía pública y frente a elementos policíacos.

En Cuernavaca operan más de 2 mil 400 negocios que venden bebidas alcohólicas y, de estos, 44 se abrieron en la gestión del ex futbolista, cuyas licencias fueron aprobadas por la Comisión Reguladora para la Venta y Distribución de Bebidas Alcohólicas.

Algunos homicidios registrados en bares de Cuernavaca, durante la presente gestión, se remiten al 30 de diciembre en el bar “El dorados”, ubicado en la colonia Estrada Cajigal, donde dos personas murieron acribilladas.

El 16 de enero de este año, una mujer falleció al recibir un disparo mientras se encontraba en el bar “El A-Torón”, ubicado en la avenida Plan de Ayala. El 12 de mayo, un joven de 27 años murió al recibir un disparo en la cabeza al interior del bar “Cocktail”, ubicado en la colonia Esperanza y el bar Attico se sumó a la lista con la muerte de un joven de 23 años de edad; este antro inició en 2007 y a lo largo de los años cambió de nombre pero conservó el mismo giro.

Agencias

Share Button