CNDH investiga si un sexto autobús llevaba droga

14/10/2015 – La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) identificó seis y no cinco autobuses tomados por estudiantes normalistas el 26 de septiembre del año pasado, por lo que el ombudsman nacional, Luis Raúl González Pérez, solicitó a la Procuraduría General de la República (PGR) que tome en cuenta todos los vehículos en la investigación del caso Ayotzinapa.

En entrevista en el Senado de la República, expuso que la CNDH hace una investigación integral, en la que se revisó el papel de todos los autobuses tomados por los estudiantes desaparecidos, ya que el sexto es el que originalmente abordaron los normalistas y que se quedó en el Central de Autobuses de Iguala, Guerrero.

Dijo que la investigación al respecto va muy avanzada, incluso se revisa si el sexto vehículo transportaba droga.

Previo a la entrevista, durante una reunión que tuvo con los integrantes de la Comisión de Derechos Humanos del Senado, el presidente de la CNDH expresó: “Un punto que ha sido controversial, a ustedes les consta, es respecto del quinto camión. Bueno, ahí, déjenme decirles, el GIEI habla de cinco camiones. Nosotros, y ahí está documentado y dimos esta información (en julio de este año), hablamos de seis camiones y estamos desarrollando esa línea de investigación y vamos muy avanzados. Coincidimos en que hay que buscar la verdad”.

El ombudsman destacó que los rumores, suposiciones infundadas, además de confundir a la opinión pública, desvirtúan las investigaciones y demoran las conclusión de las mismas, lo que propicia que los hechos permanezcan impunes.

“Quiero aprovechar este espacio para volver a formular el llamado que se ha hecho para que sumemos esfuerzos para impedir el uso político de este caso; así como evitar cualquier distorsión que se pretenda dar a los hechos vinculados al mismo, y al igual que el uso descontextualizado de la información pública disponible. Requerimos pertinencia y oportunidad. El oportunismo no puede tener cabida en la atención de este asunto”, exclamó ante los legisladores Angélica de la Peña, Diva Gastélum, Adriana Dávila, Pablo Escudero y Layda Sansores.

Por otro lado, adelantó que este miércoles iniciará una serie de reuniones con funcionarios de la Subprocuraduría de Derechos Humanos de la PGR para tratar las 26 observaciones que hizo la CNDH sobre la investigación del caso Ayotzinapa.

Advirtió que la institución que preside Arely Gómez contestó a cada una de las observaciones, pero en algunas de ellas “no hay congruencia” con las recomendaciones.

Precisó que dará seguimiento a los señalamientos de presuntas torturas y otras violaciones a los derechos humanos de quienes han sido referidos como responsables de los hechos.

Además, enfatizó que el problema de las desapariciones en México no se limita a los 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos.

“Desafortunadamente, aún no estamos en posibilidad de dimensionarlo (el ilícito de desaparición de personas) adecuadamente debido a la carencia de bases de datos confiables y actualizadas, que contengan los elementos necesarios para determinar con certeza el número de casos que serían propiamente desapariciones forzadas imputables a autoridades del estado y distinguirlos de aquéllos en que la desaparición sería responsabilidad de particulares, de la delincuencia organizada o se debiera a alguna otra causa”, concretó.

Agencias

Share Button