Baja en testosterona aumenta riesgo de diabetes en varones

3/12/15.- El hipogonadismo o disminución de testosterona aumenta el riesgo de diabetes, obesidad y Síndrome Metabólico en varones, por lo que es necesario que los hombres de 40 años o más acudan al médico ante la aparición de signos asociados a este trastorno, señalaron especialistas.

En conferencia de prensa, indicaron que a partir de los 30 años de edad los niveles de testosterona disminuyen progresivamente en los hombres, y diversos estudios advierten que la baja de esta hormona se asocia al Síndrome Metabólico, que pone en riesgo la salud cardiovascular.

Ante estos factores de riesgo, Farid Saad, profesor honorario del Departamento de Endocrinología e Investigación Clínica de la Universidad de Ajmán, Emiratos Árabes Unidos, y el gerente médico de Salud Masculina y Medicina Especializada de Bayer, Miguel Gil Flores, exhortaron al sector masculino a poner atención.

Saad indicó que la disminución natural de testosterona incrementa la posibilidad de eventos cardiovasculares, pues al estar estrechamente relacionada con el Síndrome Metabólico es más propenso a padecer cardiopatía, diabetes mellitus tipo 2, accidente cerebrovascular, enfermedad renal y mala circulación en las piernas.

Además, implica la suma de al menos tres trastornos de salud, que ponen en riesgo la vida, como obesidad o sobrepeso, triglicéridos elevados, hipertensión, problemas de colesterol, prediabetes y diabetes.

“La obesidad es el principal factor común en el mantenimiento y amplificación de estas dos enfermedades, pues a mayor porcentaje de grasa, mayor la severidad de los otros componentes del Síndrome Metabólico, lo que lleva a un inadecuado funcionamiento de las células encargadas de producir testosterona”, subrayó.

Indicó que de acuerdo con estudios realizados en Alemania, Australia y Estados Unidos a hombres mayores de 60 años, padecen hipogonadismo 52 por ciento de las personas obesas, 50 por ciento de diabéticos, 42 por ciento de hipertensos y 40 por ciento de los varones con dislipidemia.

Advirtió que en los próximos 15 años se va a disparar la diabetes, y en ningún país los sistemas de salud están preparados para la prevención, ya que están destinados para reparar los daños causados por las enfermedades.

Por su lado, Miguel Gil Flores recomendó a los hombres de 40 años de edad o más acudir al médico ante la aparición de signos asociados con este trastorno, como la disminución del deseo sexual, disfunción eréctil, fatiga, aumento de peso, agrandamiento de mamas, reducción de fuerza muscular y caída de cabello.

Dijo que cuando se confirma el diagnóstico de hipogonadismo lo recomendable es una terapia de reemplazo hormonal que consiste en inyectarse testosterona en dosis que permiten mantener los niveles de esta hormona hasta por 12 semanas.

La administración de este tratamiento, explicó, produce mejoría en la libido y la función sexual, además de que reduce el riesgo cardiovascular y reestablece varios procesos metabólicos.

Aunque la aplicación de la testosterona no está recomendada para todos los hombres con diabetes, si no existe la condición de bajos niveles de dicha hormona, aclaró.

Agregó que también está contraindicada para pacientes con sospecha de cáncer de próstata o de mama o para mujeres que presentan ovarios poliquísticos.

Share Button