Ataques a mezquitas en Nueva Zelanda dejaron 40 muertos

La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, informó que al menos 40 personas murieron y otras 20 resultaron heridas en los tiroteos contra dos mezquitas en la localidad de Christchurch, en la Isla Sur, diez de ellos en la Lindwood y otros 30 en la de Al Noor.

 

Al menos cuatro personas, tres hombres y una mujer, se encuentran bajo custodia policial, tal y como anunció la Policía neozelandesa; uno de los detenidos es australiano.

“La Policía está interrogando a los detenidos, de los cuales ninguno estaba fichado por las autoridades”, señaló.
“Hay que tener cuidado con la violencia e ideología extremas”, añadió.

En una conferencia de prensa, Ardern dijo que los acontecimientos en Christchurch representaron “un acto de violencia extraordinario y sin precedentes” y reconoció que muchas de las víctimas pueden ser migrantes y refugiados.

La primera ministra aludió a la posibilidad de que el motivo sea un sentimiento antiinmigrante.

“Está claro que esto sólo puede describirse como un ataque terrorista”, dijo Ardern.

Un hombre identificado como Brenton Tarrant, que reivindicó los atentados, dijo en un manifiesto antiinmigrante de 74 páginas que era un australiano blanco de 28 años que vino a Nueva Zelanda sólo para planear y preparar el ataque.

Piden que mezquitas permanezcan cerradas
La Policía de Nueva Zelanda pidió este viernes a todas las mezquitas del país que permanezcan cerradas a lo largo del día después de que se registrara un ataque coordinado contra dos de ellas en la ciudad de Christchurch, en la Isla Sur.

“La Policía continúa trabajando en este incidente, por lo que los residentes de Christchurch deben permanecer en sus casas y revisar las redes sociales y la página web de las fuerzas de seguridad para obtener más información”, indicó la Policía neozelandesa.

“Estamos utilizando todos los recursos posibles para resolver la situación. (…) En este momento no abordaremos las posibles motivaciones de los asaltantes o las causas del incidente. Hemos pedido a todas las mezquitas del país que cierren sus puertas y a la población que evite acudir a ellas”, señalaron los agentes y agregaron que los colegios volvieron a abrir.
“Agradecemos a la ciudadanía su colaboración. Queremos asegurar a la población que existe una gran presencia policial en la ciudad”, afirmó la Policía del país en su cuenta de Twitter.

Agencias

Share Button
publicidad notas home